sábado, 15 de julio de 2017

MAGDALENAS DE CHORIZO


INGREDIENTES


150 gr. de chorizo y una cortada finita por cada magdalena para adornar
2 huevos XL
120 gr. de harina
Un sobre de levadura Royal
80 gr. de mantequilla
50 gr. de leche
1 pellizco de sal
10 gr. de azúcar
Una pizca de pimienta

PREPARACION TRADICIONAL


Cortar el chorizo a trocitos pequeños o bien triturar en una picadora.
Batir los huevos con el azúcar y la sal, añadir la mantequilla derretida y la leche, por último la harina, la levadura y el chorizo picado. Repartir bien.

Llenar las cápsulas de las magdalenas hasta tres cuartos y meter al horno previamente caliente a 190º durante veinte minutos.

PREPARACION THERMOMIX


Poner el chorizo en el vaso de la Thermomix y dar unos golpes de turbo, es mejor que esté congelado ya a cortadas. Sacar del vaso y reservar. Sin lavar poner los huevos con el azúcar y la sal, y programar 1 minuto a vel. 4. Añadir la mantequilla derretida y la leche y meclar unos segundos a vel. 4.

 Por último la harina, la levadura y el chorizo picado, seguir con vel. 3 hasta que esté todo integrado.

Llenar las cápsulas de las magdalenas hasta tres cuartos y meter al horno previamente caliente a 190º durante veinte minutos.


HISTORIA


El año pasado llevé estas magdalenas a una comida con los amigos de toda la vida. Nos las tomábamos con unas cervecitas y unas risas antes de comer y me dio por pensar:
-Que llevábamos más de veinticinco años teniendo tertulias
-Que habíamos cambiado mucho. Me fijaba no tanto en cómo habíamos cambiado nosotros a pesar de las canas, arrugas, kilos.., sino en cómo había evolucionado y cambiado nuestra conversación.
Primero hablábamos de los estudios, de los ligues..Luego de azulejos de cuarto de baño, de muebles, preparamos bodas…
Sin darnos cuenta comenzamos a discutir si era mejor el Dalsy o el Junifen, pasamos comuniones y adolescencias, nuestros hijos empezaron a ennoviarse, incluso una de nosotras ya es abuela..
De repente volví a la tertulia y me di cuenta de algo: el tema que monopolizaba la conversación era el colesterol que cada uno teníamos en sangre…
Había llegado el momento, no había vuelta atrás.

Algo había contribuido yo con estas chorimagdalenas, pero me consolé pensando que nos seguíamos riendo juntos igual o más, y que, lo que había incrementado es lo que nos queremos, por suerte, muchísimo más que las canas o el colesterol…
Print Friendly and PDF

sábado, 8 de julio de 2017

SALMOREJO DE CHERRYS Y CEREZAS


INGREDIENTES (para dos personas)


250 gr. de tomates cherry
250 gr. de cerezas
Un poco de sal
Un poco de vinagre
Un chorritón de aceite de oliva
Una rebanada de pan
Dos cortadas de jamón serrano
Medio diente de ajo

PREPARACION THERMOMIX



Lavar los cherrys y las picotas, lo tendremos todo en la nevera para que estén bien fríos. Quitar los huesos a las picotas con un accesorio especial o bien con un cuchillo pequeño.
Colocar las dos cosas en el vaso junto con la sal, el vinagre, el ajo y el pan y mezclar un minuto a vel 6. Bajar los restos de las paredes y mezclar otro minuto a vel 10.

Guardar en el frigorífico
Colocar encima de un plato llano el jamón en el microondas un minuto y medio a 800º. Dejar enfriar y partir con los dedos.
Servir en boles individuales con las escamas de jamón por encima.

PREPARACION TRADICIONAL


Lavar los cherrys y las picotas, lo tendremos todo en la nevera para que estén bien fríos. Quitar los huesos a las picotas con un accesorio especial o bien con un cuchillo pequeño.
Colocar las dos cosas en el vaso de la batidora junto con la sal, el vinagre, el ajo y el pan y batir a máxima velocidad hasta que esté bien triturado. Guardar en el frigorífico

Colocar encima de un plato llano el jamón en el microondas un minuto y medio a 800º. Dejar enfriar y partir con los dedos.
Servir en boles individuales con las escamas de jamón por encima.

HISTORIA



Al final tenía razón Serrat cuando cantaba ‘cada quien es cada cual y baja las escaleras como quiere’.
Y es que aunque intentes educar, cada uno es de una manera. A veces me desespero intentando encontrar en ellos algo de cordura, algo de lo que les he enseñado, de lo que han debido aprender con mi ejemplo… y me desespero pensando que todo ha sido en vano.
Bendita adolescencia, divertida y desesperante, explosiva y extrema, y que hay que pasar, ellos y los que estamos alrededor.
Menos mal que alguien que me conoce porque me ha parido me consuela, esta vez con un bello poema de Santa Teresa. Leedlo mientras degustáis este exquisito entrante, fresquito, como apetece en verano y que quita los calores, tanto físicos como psíquicos si como yo, tenéis un par de adolescentes en casa:

Enseñarás a volar,
pero no volarán tu vuelo.
Enseñarás a soñar,
pero no soñarán tu sueño.
Enseñarás a vivir,
pero no vivirán tu vida.
Sin embargo…
en cada vuelo,
en cada vida,
en cada sueño,
perdurará siempre la huella
del camino enseñado.
Print Friendly and PDF

sábado, 1 de julio de 2017

ENSALADILLA ESTILO RICARD CAMARENA


INGREDIENTES


3 patatas medianas
3 zanahorias
Un puñado de judías verdes
2 huevos
2 latas de migas de atún
Para la mayonesa
1 huevo
200 gr. de aceite de girasol
50 gr. de aceite de oliva
Un chorritón de vinagre (al gusto)
Un pellizco de sal

PREPARACION TRADICIONAL


Poner una olla con abundante agua en el fuego y que empiece a hervir a fuego vivo. Colocar encima de la olla una vaporera y colocar en ella las patatas limpias pero con piel, las zanahorias peladas y las judías lavadas y con las puntas cortadas. Envolver los huevos con film y colocarlos también.
Tener durante treinta minutos, pinchar una patata con una brocheta y si ya está blanda, dejar reposar hasta que se enfríe, si aún está algo dura seguir diez o quince minutos más.
Es mejor hacer esto por la noche y seguir a la mañana siguiente, cuando ya se ha enfriado todo.

Pelar las patatas y rallar con un rallador de malla ancha, lo mismo que las zanahorias y los huevos. Cortar las judías a trocitos muy pequeños.
Mezclar todo en un bol con un pellizco de sal, las migas de atún escurrido y la mayonesa al gusto
Servir con saladitos.

Para hacer la mayonesa:
Colocar en el vaso de la mayonesa el huevo, un pellizco de sal y unas gotas de vinagre. Colocar encima la batidora y dejarla en posición vertical. Añadir todo el aceite y comenzar a batir a mitad de la potencia sin mover la batidora. Cuando comience a cuajar continuar con la batidora quieta y luego ir moviendo de abajo arriba hasta que está todo el vaso cuajado.

PREPARACION THERMOMIX



Colocar en el vaso de la Thermomix litro y medio de agua y poner la vaporera encima. Programar 40 minutos a v. 3 temperatura varoma.
Colocar en la vaporera las patatas limpias pero con piel, las zanahorias peladas y las judías lavadas y con las puntas cortadas. Envolver los huevos con film y colocarlos también.
Cuando acabe el tiempo, pinchar una patata con una brocheta y si no está dura dejar reposar hasta que se enfríe, si está algo dura poner 10 minutos más.
Es mejor hacerlo por la noche y prepararla a la mañana siguiente.
Pelar las patatas y rallar con un rallador de malla ancha, lo mismo con las zanahorias y con los huevos. Cortar las judías a trocitos muy pequeños.
Mezclar todo en un bol con un pellizco de sal, las migas de atún escurrido y la mayonesa al gusto
Servir con saladitos.

Para hacer la mayonesa:
Poner una jarra encima de la tapa de la Thermomix, pulsar la función balanza y pesar. Reservar el aceite.
Colocar dentro del vaso el huevo, el vinagre y la sal y meclar un minuto a vel. 5.
Luego poner vel. 4 y sin tiempo ir vertiendo el aceite a hilillo hasta que esté todo incorporado. Bajar con la espátula los restos de las paredes y mezclar de nuevo unos segundos a vel 4. 

HISTORIA



El verano ha entrado de repente, como suele pasar últimamente, directamente, sin pasar por la casilla de salida y sin cobrar las veinte mil pesetas…
Por eso apetecen platos fresquitos como esta ensaladilla.
Estaba arreglando unas estanterías donde tenía revistas con cosas de ganchillo y me decidí a tirar parte, porque aunque me reencarnara no creo que nunca terminara un mantel a ganchillo o una colcha.
Pero ojeándolas vi algo que llamó mucho mi atención: ¡un gorro de ganchillo! A dos colores, monísimo, en blanco y rosa. Sentí como un arrebato y una necesidad imperiosa de hacerme aquel gorro y súper ilusionada con mi ganchillo del número 4 y unos restos de lana empecé a tejerlo…
No sabría descifrar la cara de Juan cuando me vio entusiasmada con mi nueva labor:
-¿Qué estás haciendo un gorro de lana con este calor?
-¿A que es monísimo? Le dije poniéndome el ruedo que llevaba hecho en la cabeza
-Puessssss, si, pareces el papa
Seguro que pensó en ingresarme en un centro psiquiatrico, aunque no lo hizo, debe estar acostumbrado a mis arrebatos, menos mal que le compensé con una rica ensaladilla como esta y se le olvidó mi imagen tejiendo un gorro de lana a casi 40 grados…
Print Friendly and PDF

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails